viernes, 25 de julio de 2008

Los crímenes del número primo

Un libro de intriga para el verano. Título: Los Crímenes del número primo. Autor:Reyes Calderón Editorial:RBA Año de Publicación:2008 Nº de Hojas:496 http://www.casadellibro.com/homeAfiliado?ca=2755&isbn=9788498670110 Trama:
Un abad y el arzobispo de Pamplona aparecen muertos en una ermita recóndita a unos kilómetros de la ciudad junto a un relicario y una gran cantidad de dinero. A los dos les falta un dedo y tienen las vestiduras rasgadas. La jueza MacHor y el inspector Iturri empiezan a investigar en el monasterio de Leyre este complicado caso que, según parece, empieza con el robo de un relicario, de unas hostias consagradas (el cuerpo de Cristo) y la desaparición no informada del abad. Todo parece indicar que el asesino está retando a la policía con un juego terrible que responde a algún tipo de regla matemática...Desde los ambientes palaciegos de la Iglesia a los monasterios más humildes, de la libertina Marbella a la conservadora Pamplona, esta intensa novela de intriga atrapa al lector desde la primera página. Un relato apasionante donde se combinan el horror y la ternura para conformar una obra hipnotizadora y de gran fuerza narrativa.
Mi opinión:
Sin grandes pretensiones en cuanto al lenguaje, ( algún que otro uso del lenguaje rebuscado y no muy indicado):“Su enojo iba poco a poco adquiriendo el estatus de ira”..“Tratando de amagar su frustración”“Con el paso de los días, de la ermita emanaron detalles ingrávidos que minaron mis sueño”.
Un poco pesado, el desenlace se espera y éste no llega. A mitad del libro éste empieza a resultar interesante al incorporar sucesos ( nuevas muertes) y personajes nuevos.
Las matemáticas, practicamente inexistentes; en la página 350 hace referencia a uno de los grandes teológos del s. XX:Hans Urs von Balthasar (Lucerna, 1905 - Basilea, 1988) que relacionaría los números primos con los santos o iluminados, piedras angulares de la Iglesia; aparece el número 3313 como número primo que ayuda a desvelar los crímenes( pág 401).
Aunque considerando que el verano no está hecho para pensar mucho, se puede llevar a la piscina o playa:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cada día más contenta de pertenecer a este grupo llamado : matemáticos

Y es que no se deja de hablar de nosotros como aquellos que estamos detrás de todo y más si son fenómenos que mueven masas. ¿ ¿e gustan los ...